Propiedad intelectual de los formatos de televisión

Hace un tiempo leí que una persona cuya vida había inspirado la realización de una película reclamaba derechos de propiedad intelectual sobre la misma aún cuando no había participado en absoluto en ella, siendo su única intervención que ésta contaba, con mayor o menor rigor, sus experiencias vitales.

La propiedad intelectual quizá sea ahora la creación jurídica más controvertida. En los extremos, las tendencias abolicionistas y las reivindicaciones de aquellos que creen que todo cabe bajo el paraguas de la libre circulación de la cultura, chocan con los que pretenden que las ideas gocen de protección legal.

En The format factor: television format rights, Rebecca Leaver plantea la protección por vía de propiedad intelectual de los formatos de programas de televisión, tales como Gran Hermano, Factor X o ¿Quién quiere ser millonario?, por citar algunos. En el mismo sentido, Ben Challis y Jonathan Coad en Format Fortunes – Is There Now a Copyright for the Television Format?.

El formato de un programa no es más que la idea sobre un programa, y aún cuando puede que tenga originalidad, la normativa sobre propiedad intelectual prevé la protección de las creaciones en su plasmación externa y literal, guiones, título, personajes, elementos gráficos…, lo que no incluiría reconocer el carácter de obra a la descripción de un concepto de programa, o al menos no en el sentido que se pretende, que sería evitar que otros hicieran algo parecido. Obviamente, el plagio del documento que incluyera dicha descripción sí sería perseguible, pero aquí no estamos hablando de eso.

Los creadores de un formato lo que pretenden es que se les reconozca un monopolio sobre el mismo que evite que otros puedan copiarlo o imitarlo, lo que se acerca más a la propiedad industrial, aunque, eso sí, sin cumplir los requisitos de ésta.

En realidad todo esto no se discutiría si no tuvieran un valor económico y, dado que diariamente se licencian derechos de explotación sobre los mismos, parece ser que hay que buscar un anclaje en la ley que proteja la inversión. Personalmente veo difícil ir por esta vía y me suena absurdo y abusivo si lo traslado a la literatura o al cine, así que yo lo enfocaría por competencia desleal, pero en algunos países ha funcionado así que por probar que no quede.

13 Comentarios | Responder | Suscríbete

  • Cuestión controvertida la que plateas, sí señor. Al final creo que en este tipo de casos los resuelve perfectamente el mercado. En la práctica, nosotros registrados los formatos de programas de televisión (y más concretamente, la Biblia de los mismos) en el Registro como obra literaria y suelen ser aceptados si están bien desarrollados. No vale con registrar una mera idea, sino que hay que expresarla con el mayor detalle posible. El registro suele echar para atrás los meros tratamientos o escaletas de los programas, y suele aceptar biblias que estén bien desarrolladas.

    En el supuesto de que una persona física o jurídica desarrolle una programa de televisión que se parece sustancialmente a la Biblia que tú desarrollaste, podrías alegar que la primera es una obra derivada de tu “obra literaria”; no digo que sea la solución jurídica más precisa, pero es la práctica del mercado.

    De todas formas, como digo hay una aparente auto-regulación y respeto del mercado; son unas pocas productoras en todo el mundo las que comercializan este tipo de productos y no es normal que una empresa vaya contra otra, sobretodo porque sabe que su relación con ésta podría acabar ahí.

    Sí es muy común que cada vez que desarrollamos un programa de TV nuevo, aparezca alguna persona individual con, según él, un formato similar; por ahora te puedo decir que todos estos casos han sido desestimados por los tribunales por falta de originalidad.

    Un saludo.

  • Sí, alegar que es una obra derivada no convence del todo, porque habría que demostrar la relación entre ambas. En realidad si alguien quiere imitar un programa no necesita siquiera conocer la Biblia.

    A ver lo que dura esa autorregulación…

  • En este sentido es interesante ver lo que hace FRAPA, como organizacion internacional especialmente dedicada a la proteccion de los derechos intelectuales de los creadores de formatos.
    El sitio web de ellos es:
    http://www.frapa.org
    Suerte!

  • Marcelo FernandezMarcelo Fernandez 26sep2008 Responder

    Me gustaria registrar el formato televisivo de "JUGANDO AL POKER strepp tehase POR UN SUEÑO"

    La idea del programa es convocar parejas , famosos y soñadores ,y empresas apadrinadoras qu epongan el dinero en juego.

    Y las parejas perdedoras hacen un strepp tease al terminar la partida , .

    hasta luego……..
    Marcelo Fernandez

  • David BalaguerDavid Balaguer 07oct2009 Responder

    Hola mi nombre es David Balaguer y quiero registrar una idea sobre un formato concurso de televisión que creo puede ser interesante. Lo he puesto en práctica con amigos y familiares y resulta muy divertido y facil para todo el mundo ¿sabeis los pasos que debo seguir? soy un particular y lo que pretendo es presentarlo a las productoras de tv y como una vez dada la idea copiarla es muy facil, quiero registrar la idea antes de presentarla. Gracias.

  • hola david,

    yo estoy en una situación similar. Has conseguido alguna info de utilidad?? que alguien te explique los pasos exactos a seguir??
    gracias

  • Hola. Me pasa exactamente lo mismo. Tengo una idea que creo puede tener mucho éxito televisivo pero me da miedo plantearla sin tenerla atada antes. ¿Alguien puede ayudarme u orientarme? Muchas gracias.

  • Andy Ramos (comentario 1) ofrece una respuesta válida. Sin embargo, a menudo el Registrador rechaza el formato y emite una "sentencia" en la que dice que "el texto registrado carece de valor literario. Incluir a la hora de registrar un guión se hace necesario y un vídeo, mejor.

    • tengo entendido que lo que si puedes hacer es crear un piloto de el programa de television que quieres presentar y registrarlo como obra audiovisual…….

      Coge una cámara de vídeo llama a unos amigos y GRABA UN PILOTO del formato

      … y registra el resultado como OBRA AUDIOVISUAL.
      El Registro de la Propiedad Intelectual no puede poner impedimentos a la obra audiovisual, o si lo prefieres en Safe Creative (porque es gratis y universal).
      Si presentas a las cadenas o las productoras el formato grabado, quizá consideren comprártelo. Las cadenas o productoras compran lo que llaman el KNOW-HOW (CÓMO SE HACE) más que el formato en sí. Es decir, compran TU MANERA DE HACER LAS COSAS, y con la grabación del formato lo demuestras.

  • Juan Manuel SalinasJuan Manuel Salinas 29jun2010 Responder

    El formato televisivo siempre debería poder registrarse, es una
    estructura ideada por alguien y eso debería estar protegido
    intelectualmente. Para mi la vía tiene que ser registrar
    describiendo en forma escrita y con un demo….

  • Carlos PRODUCTORCarlos PRODUCTOR 22ago2012 Responder

    El refrán de que la ignorancia es atrevida, queda demostrado con la cantidad de tonterías que a diario se vierten sobre este tema…
    Las ideas no se pueden registrar ni aquí ni en Pekín. Y el registro de la Academia de Televisión en España ( y mil registros privados que hay por ahí) aparte de no tener validez legal alguna, no sirven para nada de nada. Para proteger un programa de televisión el requisito indispensable es haber realizado el espacio previamente (ya que incluso si se tiene el título registrado como marca y no se usa, te lo puedo quitar en un santiamén) y registradas “todas sus partes”, es decir el título, los guiones, decorado, logotipo, música original, etc… y así se impide una copia exacta del mismo, lo cual no impide que un tercero pueda usar ese formato variando el título, guión, decorado, etc y hacerlo exactamente igual que tu.. es más yo en otro país puedo hacer un programa español de éxito con la misma denominación y nadie me puede decir nada… sé que el asunto es muy complicado (soy productor especialista y llevo años con estos temas) y lo que vale realmente es el Know How, es decir el saber hacer algo de la manera que funciona… ideas las tenemos todos, pero eso no es realmente una idea, la idea hay que materializarla o no sirve de NADA. Y eso que ponen en los programas (formato original de tal y tal) es precisamente eso, identificar la productora, cadena o/y país en el que ha tenido éxito, que es lo que se vende… el Know How o éxito precedente.
    Si los “inventores de programas” dedicaran más tiempo a aclarar sus ideas y a aprender antes de meterse en campos de este tipo, no haría falta aclaraciones tan elementales como esta… un poquito de estudio previo les vendría muy bien…. porque es como si un médico preguntara la forma de hacer una sutura, porque lo ve complicado… en fin, si alguien quiere aclarar algo o necesita información, que me pregunte…
    Saludos

    • "otro inventor de programas""otro inventor de programas" 21oct2012 Responder

      carlos PRODUCTOR me asaltan varias dudas al leer tu comentario:

      1. dices que los registros existentes (academia de television, safecreative, propiedad industrial …) no sirven para proteger tu formato de television para más adelante afirmar que hay que resgistrar todas su partes. Pero, ¿no decias que los registros no valen para nada? entonces para que registrar sus partes …ademas continuas diciendo que ese programa tú lo podrías copiar para otro pais legalmente o incluso solo con variarlo un poco en el propio pais …entonces ¿para que preocuparnos en registrar nuestros program format detallados si hay via libre legal para que sean copiados? Quieres decir, ¿qué si eres un”inventor de programas” no tienes opcion de abrirte camino en el mundo audiovisual? porque siempre estaran las productoras para copiar tu idea simplemente modificando tu formato detallado sin necesitad de tenerte en cuenta …
      2. consideras el how know como la unica herramienta para protegernos. Dices “lo que realmente vale es el how know” pero éste no es ningun procedimiento legal, solo es una palabreja del mundillo para definir el hecho de como se materialiaza esa idea …Entonces, el how know, podría ser desde la detallada biblia del formato televisivo que materializa esa idea, un anuncio del programa en cuestión hasta un progama piloto de esa biblia, si te lo quieres curar más, para venderlo mejor. Pero aun asi seguirias vendido legalmente pues todo esto si no esta registrado legalmente no te protege de posibles plagios. Y tú desde tu experiencia nos dices que los registros no valen para nada.

      Podrias explicarme todas estas cuestiones que te planteo? ¿ pues de tu texto no he conseguido sacar nada en claro por muchas veces que me lo he leido? salvo la sensación de que haga lo que haga estoy completamente vendido y yo como “inventor de programas ” no podré darle nunca salida a mis proyectos audiovisuales :-(

      por cierto, gracias por compartir tu experiencia y conocimientos porque para los que no tenemos contacto directo con las productoras se nos hace muy dificil … un saludo.

  • mergavi@yahoo.esmergavi@yahoo.es 16ene2013 Responder

    efectivamente, has leido bien, trabajo hace muchos años en el sector y lo conozco bastante bien, y conozco los canales de venta y te aseguro que las ideas no valen de absolutamente nada en este sector…. a lo sumo puedes conseguir que a una productora de las que suele vender formatos le guste mucho y te contrate para trabajar en el mismo… eso con suerte… es decir si le gusta y no tiene pudor te la plagiará sin ninguna consecuencia… siento ser tan cruda y mostrarte esta negatividad pero es que esta es la realidad del sector… no hay hueco para nuevas ideas de los que tienen las ventanas abiertas en las cadenas de este país…no para formatos de tv como tal… el pastel el pequeño y se lo reparten entre 4 grandes no hay rendija por donde entrar…

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio

A efectos del cumplimiento con lo dispuesto en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, se le informa de que los datos facilitados por Ud., incluyendo la dirección IP del equipo desde el que accede, serán incluidos en un fichero propiedad de Javier Prenafeta Rodríguez, con D.N.I. núm. 29.109.617N, con domicilio en Urb. Parque Roma F9, 9º A, 50010 Zaragoza, y utilizados únicamente para la gestión de los comentarios de esta bitácora y el seguimiento de las estadísticas de acceso. Mediante el envío de la información anterior, presta Ud. consentimiento al tratamiento descrito, así como a la publicación en este sitio web de los datos requeridos en el formulario.

Sus datos serán tratados de forma confidencial, aplicándose las medidas técnicas u organizativas establecidas en la legislación vigente para evitar su acceso, manipulación o eliminación indebidas, sin que, salvo consentimiento expreso por su parte, vayan a ser cedidos a otras entidades o terceras personas fuera de los casos legalmente permitidos. No obstante, Ud. puede, en cualquier momento, ejercer sus derechos de acceso, cancelación o rectificación en relación con dichos datos, solicitándolo a la dirección jp@jprenafeta.com o a través de la página de contacto.

1 Trackback